La fuerza Mandálica

Fuerza Mandálica es una energía que exige conformidad, y ha impregnado toda la sociedad, tanto animal como humana, pero afecta cada grupo en forma distinta.

3
2052

Imagen Pixabay 

Mis Memorias Papá Liskita – Por: Danny Liska

Sé que el tema de esta tesis es extenso que jamás podrá ser descubierto en un libro voluminoso, pero sí en este artículo quiero iniciar esta labor con las siguientes observaciones:

En el rito de la Rosa y la Cruz, los pétalos que se separaron, según el color, para luego juntarse de nuevo, no se agruparon como botones, pero sí como mandalas, impulsados por la Fuerza Mandálica. Al juntarse los pétalos blancos con los demás blancos y los rojos con los rojos, éstos demostraron que la fuerza mandálica es a la vez discriminatoria y unificadora.

Puede interesarle: El mandala

La Fuerza mandálica se manifiesta en todos los aspectos de la naturaleza, en todos los seres y en todos los elementos; aporta a la energía cósmica la primordial configuración que hace posible el átomo y toda la materia que existe.

Cada mandala tiene su límite individual y no puede exceder su tamaño correspondiente. La Fuerza mandálica dirige la orquestación de todo lo terrenal y cósmico, establece el tamaño del sistema solar y las órbitas de los planetas; y, siendo exclusivo, jamás puede meterse y mezclarse con otro sistema planetario, pero sí se puede acercar a otros mandalas cósmicos y así formar galaxias, como la Vía Láctea, donde cada sistema tiene permanencia sin chocarse con otros conjuntos estelares.

Descubra: ¿Qué pasó con Regina 11?

Para no ir tan lejos de nuestro propio ambiente, mejor miremos las palomas en la Plaza de Bolívar de Bogotá, en donde se levantan un millar de palomas, las cuales vuelan sin líder alguno – pero, de un momento a otro, y con una sincronización increíble, cambian bruscamente su rumbo. Es asombroso el ver cómo las palomas jamás se chocan una contra la otra, y responde a un guía invisible: Fuerza mandálica.

La Fuerza mandálica se puede observar fácilmente en el desierto donde, aunque no existe brisa alguna, se forman remolinos de polvo que actúan en forma semi-inteligente, persiguiéndonos por un momento y luego brincan para allí y para allá y todas partes. En inglés. estos remolinos se llaman «dust devils», o «diablos de polvo». A veces estos mismos remolinos de viento se ven en las calles de las ciudades, donde recogen basura y papeles, subiéndolos al aire para bajarlos de nuevo y dejarlos caer. Luego otros vientos vienen a soplar y depositarlos en pilas grandes cerca de las paredes angulares de los edificios. Noté con frecuencia en Nebraska que, cuando en el otoño las hojas de los árboles se secan y caen al suelo, tarde o temprano vienen unos vientos que las llevan todas y las dejan organizadas como basura en una o varias pilas donde pueden ser recogidas con mayor facilidad. El elemento del viento, tanto como el del agua, está impregnado de la Fuerza Mándalica, una energía purificadora que siempre trata de organizar y limpiar la naturaleza.

OTROS ARTÍCULOS:

Hay un fuerza , conocida como «coriolis force«, con la cual todas las partículas en el hemisferio septentrional giran a la derecha, mientras en la parte austral del mundo giran a la izquierda. En 1859-60, los científicos Baer y Babinet observaron que en el hemisferio norte el agua de los ríos se come los cauces ribereños más rápidamente en el lado derecho que el izquierdo, y los de la izquierda más que los de la derecha en el hemisferio austral.

Las olas del mar son anillos mandálicos, y es impresionante cómo los peces nadan y se mueven en grupos con una sincronización perfecta. Sin líderes para pilotearlos, estos grupos, nunca demasiado pequeños, son capaces de cambiar su rumbo con una gracia rapidez asombrosa.

PUBLICIDAD

La energía mandálica es la fuerza innata que une toda especie, cada un con sus semejantes. Se puede colocar el huevo de un pájaro en el nido de un ave de género distinto, y ésta se dedica a incubar y criarlo como si fuera suyo. Pero el pichón extraño, tan pronto que madura, abandona a sus benefactores y se devuelve a las manadas de su propia especia donde goza de la misma Fuerza Mandálica.

En Nebraska, el frío del invierno obliga a las tortugas a buscar refugio en el fondo de ciénagas o lagos donde se hunden en el barro, para escapar de la congelación, y se quedan unos 4 ó 5 meses en estado de hibernación. Pero si uno recoge una tortuga, la lleva a la casa y la deja en un ambiente en donde hay suficiente calefacción y alimentación para protegerse de los rigores del invierno, esta tortuga responde a la Fuerza Mandálica de sus semejantes y, al llegar el invierno, busca cualquier rincón en la casa para cerrar sus párpados, suspender su respiración e iniciar su hibernación, igual que sus semejantes silvestres.

Mire también: Para curar el cáncer

Si usted pone una donce de huevos de gallina a incubar, y tres días después agrega unos dos huevos más en la mitad de este nido, estos dos huevos incuban y producen sus pichones a la par con todos los demás; o sea, la Fuerza Mandálica aceleró el período de incubación en los dos huevos agregados, para así estar listos cuando el ave materna abandone el nido, y salir con ella y los demás pichones en búsqueda de alimento.

En 1958, el departamento de Caza y Pesca en Nebraska resolvió introducir un ave de Argentina, el timanou, con el propósito de propagarlo por todo el estado como presa de los cazadores, así como hicieron con el faisán chino. Este trabajo fue un grandioso fracaso, porque todos los timanou que se criaron en Nebraska colocaban sus huevos en el otoño, demasiado tarde en el año para aguantar el rigor del invierno. El experimento continuó por varios años, pero jamás los timanou de Nebraska se acostumbraron al cambio de estaciones. No obstante  que fueron criadas en Nebraska, las aves timanou siguieron fieles a la Fuerza Mandálica de la especie tomanou de Argentina – donde las estaciones climáticas son a la inversa de las del norte. Apenas llegaba la primavera (sept- oct) a Argentina, los timanou ahí empezaban a poner sus huevos – y los Nebraska hacían lo mismo.

Le puede interesar: ¿Ahora comer de todo engorda?

La Fuerza Mandálica se manifiesta en la más mínima forma orgánica y se ve en su gran esplendor en las conchas del mar, donde los unicelulares conchas de diatomeas tienen diseños muy parecidos a los lindísimos diseños de mandalas que se ven en vitrales de las lujosas catedrales.

La Fuerza Mandálica empieza a formar la antena cósmica de cada ser viviente, y esto se puede ver en el espiral de la concha de todos los seres del mar, en el cual el espíritu de este animal se sube en forma giratoria para así alcanzar el grado más alto que puedan en el cosmos. La ventaja de esta se puede demostrar con armas de fuego; el interior de cañón de un rifle debe tener tallado un espiral para que la bala, cuando salga, lo haga en forma giratoria y así logre mantener estable su vuelo y alargar su trayectoria. Sin esta rosca del cañón, la bala, tan pronto que sale, pierde su estabilidad y se disminuye su trayectoria. Este es un caso en el cual el hombre, inconscientemente, ha aplicado la Fuerza Mandálica en la producción de armas.

OTROS ARTÍCULOS:

Fuerza Mandálica es una energía que exige conformidad, y ha impregnado toda la sociedad, tanto animal como humana, pero afecta cada grupo en forma distinta. Si uno pertenece a una religión, esta institución exige conformidad por parte de sus feligreses; éstos siempre se reúnen y cantan y rezan en una conformidad predecible. Los residentes de un pueblo exigen la conformidad de su propia gente y rechazan la «inconformidad»  de los seres de los pueblos ajenos. África tiene millares de tribus, cada una con su propia Fuerza Mandálica.

La Fuerza Mandálica dio origen a los espectáculos de los deportes, y se manifiesta su energía en los estadios cuando los aficionados se levantan por secciones, sincronizados, y forman ondulaciones impresionantes, vociferando su aprecio a los jugadores favoritos. Aunque ningún aficionado es consciente de esto, más que todo, para participar en la exaltación de la Fuerza Mandálica que se manifiesta espontáneamente durante la acción del juego.

PUBLICIDAD

De nuevo pongo énfasis en que la Fuerza Mandálica exige conformidad. El 10 de junio de 1992, Regina mandó que me compraran una corbata negra para poder asistir a la fiesta exclusiva del matrimonio de su prima, que sería en el mes de julio en el Salón Rojo del Hotel Tequendama. Aparentemente, sin al corbata negra yo podía dañar la sincronización de la Fuerza Mandálica en esta fiesta. Hablamos con la prima, cuyo abuelo paterno tuvo 23 hijos; todos sus tíos y tías tienen familias grandísimas, de 12 hasta 24 miembros – pero la mayoria de los nietos de los fecundos progenitores han resuelto quedarse solteros y solteronas, o tienen familias muy pequeñas. Cada familia forma su propio mandala – pero, el mandala siempre establece su propio límite, tanto aquí en la tierra como en las galaxias del firmamento.

Aunque nosotros pensamos que actuamos por nuestras propias decisiones, la verdad es bien distinta. Todos respondemos a la Fuerza Mandálica, tanto en nuestras reproducciones genéticas como en nuestra conformidad con la sociedad.  Cada mandala es cobijado por un mandala más grande, y esto se ve en todos los aspectos de la condición humana. Un dialecto lingüístico, aunque limitado a un determinado grupo de personas, siempre tiene características que pertenecen a un grupo étnico que varía de un país a otro.

Entérese: Los derechos del niño

La Fuerza Mandálica no permite individualismo ni conformidad, y en casos de violencia callejera uno a los participantes en un propósito común. Si uno se mete en una manifestación sin saber de qué se trata, en poco tiempo uno se siente llevado por las emociones de las multitudes, pierde su individualismo y actúa como una molécula de la masa.

Nuestro Señor Jesucristo tuvo su propio mandala de 12 discípulos, cuyas creencias formaron el cristianismo que ha esparcido una variedad, sin fin, de sectas y creencias.

Aprende a: Como descubrir una mentira

En las reuniones de los Religiosos carismáticos, donde las multitudes participan u observan un carismático efectuando curaciones «con la fuerza del Espíritu Santo»», o » de la Virgen», la Fuerza Mandálica tiene mucho que ver con las curaciones milagrosas. El que toca y cura es nada más que un instrumento a través del cual se canaliza la fuerza colectiva de todos los participantes; ellos y sus energías colectivas son dirigidos por la Fuerza Mandálica que efectúa la curación, encajando y purificando la energía del aura del enfermo.  

Los mandalas más pequeños tienen fuerzas más eficientes y efectivas.

OTROS ARTÍCULOS:

Imagen Pixabay

Una Fuerza Mandálica puede intercalar y convivir con otra Fuerza Mandálica sin hacer daño alguno, y esto se puede demostrar por los anillos que se forman en la superficie de un lago cuando se tiran dos piedras a la vez, pero separadas, en el agua. Los anillos formados por cada disturbio en la superficie del agua oscilan, alargándose, y al chocarse con los formados por la otra piedra continúan su rumbo sin ser interrumpidos o distorsionados en la más mínima forma.

Cuando una pareja se casa o resuelven vivir juntos, se forma un anillo simbólico. Si hay convivencia con fidelidad total, este adquiere una fuerza protectora después de 700 días, pero no se convierte en Fuerza Mandálica mientras la pareja no tiene un hijo. El hombre, debido a que es el producto de la creación, es creativo; pero un hombre y una mujer , aunque vivan juntos, no crean nada mientras no tengan un hijo. Con el primer hijo, los tres se juntan en una sola fuerza , y se produce la Santa Trinidad, el trío primordial para la creación.

Si aún no lo sabe: Los beneficios de la Saurología

Cada mandala está compuesto por secciones con tres ángulos, o triángulos, que son simbólicos del misterio de la creación, la individualización del hombre.

Muchos hablan del poder de las pirámides, pero no es la pirámide en sí la que tiene la fuerza. La fuerza viene de los triángulos que forman las paredes de la pirámide, triángulos que, por sus tres lados y sus tres ángulos, albergan la fuerza creativa. El mandala aunque redondo está lleno de triángulos, y por lo tanto es un sindicato de energía creativa.

Descubra: La religión y la Metafísica

Las religiones funcionan dentro de su propio mandala, y casi todas utilizan nudos en una forma u otra, como se ve en el rosario, cordones de túnicas, etc. Esto nos lleva al umbral de otros temas de los nudos. Los nudos son indispensables en la formación de mandalas, y sin ellos, el mandala no podría mantener fidelidad en su configuración.

3 Comentarios

  1. Maestra Regina,
    Desde nuestra casa, esperamos con confianza volver a escucharla a través de las ondas de la radio. Perseguimos de forma equivocada una felicidad de mentira que es la que ofrece el mundo, pero entendimos que está sobre todo lo que nos rodea el ser felices con nosotros mismos, mirándonos a la parte de niño que tenemos y comenzar a disfrutar de cada instante que aunque presenta contratiempos son mejor llevaderos cuando nos damos cuenta que somos parte importante de la Fuerza Divina y que nuestro territorio es nada más que una gran finca para administrar. Ahora que, ya tengo mejor entendimiento en algunas cosas veo que a través de sus experiencias maestra, son un recorrido de sabiduría que sabiéndola utilizar mejora el alma y anima el espiritu. Gracias maestra, porque a través de su voz y de su camino he visto la mejora en mi vida personal y familiar; deseo con ansia ser mejor persona cada día pero a veces los afanes de la vida me llevan por caminos que parecen complicados y turbios y eso me asusta. Tengo 4 hijo y 1 más con mi mamá, pero soy agradecida por sus vidas y su compañía. Quiero que ellos al menos de ahora en adelante puedan dormir tranquilos sin pensar que su mamá o su papá se muelen sin compasión en trabajos para pagar arriendos y pedir la compasión de otros y esperar la mala cara por que se necesitan las cosas y no las hay. Ahora maestra, sólo deseo que su pokal esté con nosotros y que nos guíe por mejores senderos siempre. Con amor, Heidy.

Dejar respuesta